La Oreja de Van Gogh

Letras de Canciones




LO QUE TE CONTÉ MIENTRAS TE HACÍAS LA DORMIDA


1. Puedes Contar Conmigo
2. 20 de Enero
3. Rosas Album Version
4. Deseos de Cosas Imposibles
5. Geografía
6. Un Mundo Mejor
7. Tú y Yo (Album Version)
8. La Esperanza Debida
9. Vestido Azul
10. Adios
11. Perdóname
12. La Paz de Tus Ojos
13. Nadie Como Tú
14. Historia de un Sueño
15. Bonustrack


Puedes contar conmigo

Música y letra de Amaia Montero

Un café con sal. Ganas de llorar.
Mi mundo empezando a temblar,
presiento que se acerca el final.
No quiero ganar. Ahora eso qué más da.
Estoy cansada ya de inventar excusas que no saben andar.
Y sólo quedarán los buenos momentos de ayer que fueron de los dos.
Y hoy sólo quiero creer ...

que recordarás las tardes de invierno por Madrid,
las noches enteras sin dormir.
La vida pasaba y yo sentía que me iba a morir de amor
al verte esperando en mi portal sentado en el suelo sin pensar
que puedes contar conmigo.

Nunca hubo maldad. Sólo ingenuidad.
Pretendiendo hacernos creer que el mundo estaba a nuestros pies.
Cuando el sueño venga a por mí en silencio voy a construir
una vida a todo color donde vivamos juntos los dos.
Y sólo quedarán los buenos momentos de ayer que fueron de los dos.
Y hoy sólo quiero creer...

que recordarás las tardes de invierno por Madrid,
las noches enteras sin dormir.
La vida pasaba y yo sentía que me iba a morir de amor
al verte esperando en mi portal sentado en el suelo sin pensar
que puedes contar conmigo para siempre.

Y no puedo evitar echarte de menos
mientras das la mano a mi tiempo y te vas.
Yo siento que quiero verte y verte y pienso
que recordarás las tardes de invierno por Madrid,
las noches enteras sin dormir.
La vida pasaba y yo sentía que me iba a morir de amor
al verte esperando en mi portal sentado en el suelo sin pensar
que puedes contar conmigo.
Que recordarás las tardes de invierno por Madrid,
las noches enteras sin dormir.
La vida se pasa y yo me muero, me muero por ti.


20 de Enero
Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas

Pensé que era un buen momento,
por fin se hacía realidad,
tanto oír hablar de tu silencio,
dicen que te arrastra como el mar.
Llené de libros mi maleta,
también de fotos tuyas de antes,
dibujé tu sonrisa junto a la mía,
me dormí con tu abrigo en el sofá.

Quiero estar a tu lado,
quiero mirarte y sentir,
quiero perderme esperando,
quiero quererte o morir...

y en el momento que vi tu mirada buscando mi cara,
la madrugada del 20 de enero saliendo del tren,
me pregunté que sería sin ti el resto de mi vida,
y desde entonces te quiero, te adoro y te vuelvo a querer.

Cogí un tren que no dormía,
y vi tu cara en un cristal,
era un reflejo del sol de mediodía,
era un poema de amor para viajar.

Te perdí y no te perderé,
nunca más te dejaré.
Te busqué muy lejos de aquí,
te encontré pensando en mí.

y en el momento que vi tu mirada buscando mi cara,
la madrugada del 20 de enero saliendo del tren,
me pregunté que sería sin ti el resto de mi vida,
y desde entonces te quiero, te adoro y te vuelvo a querer.


Rosas
Música y letra de Xabi San Martín.

En un día de estos en que suelo pensar
“ hoy va a ser el día menos pensado”,
nos hemos cruzado, has decidido mirar,
a los ojitos azules que ahora van a tu lado

Desde el momento en el que te conocí
resumiendo con prisas Tiempo de Silencio
te juro que a nadie le he vuelto a decir
que tenemos el récord del mundo en querernos.

Por eso esperaba con la carita empapada
a que llegaras con rosas, con mil rosas para mí,
porque ya sabes que me encantan esas cosas
que no importa si es muy tonto, soy así.
Y aún me parece mentira que se escape mi vida
imaginando que vuelves a pasarte por aquí,
donde los viernes cada tarde, como siempre,
la esperanza dice "quieta, hoy quizás sí..."

Escapando una noche de un bostezo de sol
me pediste que te diera un beso.
Con lo baratos que salen mi amor,
qué te cuesta callarme con uno de esos.

Pasaron seis meses y me dijiste adiós,
un placer coincidir en esta vida.
Allí me quedé, en una mano el corazón,
y en la otra excusas que ni tú entendías.

Por eso esperaba con la carita empapada
a que llegaras con rosas, con mil rosas para mí,
porque ya sabes que me encantan esas cosas
que no importa si es muy tonto, soy así.
Y aún me parece mentira que se escape mi vida
imaginando que vuelves a pasarte por aquí,
donde los viernes cada tarde, como siempre,
la esperanza dice "quieta, hoy quizás sí..."

Y es que empiezo a pensar
que el amor verdadero es tan sólo el primero.
Y es que empiezo a sospechar
que los demás son sólo para olvidar...

Por eso esperaba con la carita empapada
a que llegaras con rosas, con mil rosas para mí,
porque ya sabes que me encantan esas cosas
que no importa si es muy tonto, soy así.
Y aún me parece mentira que se escape mi vida
imaginando que vuelves a pasarte por aquí,
dondé los viernes cada tarde, como siempre,
la esperanza dice "quieta, hoy quizás sí..."


Deseos de cosas imposibles
Música y letra de Xabi San Martín

Igual que el mosquito más tonto de la manada
yo sigo tu luz aunque me lleve a morir,
te sigo como les siguen los puntos finales
a todas las frases suicidas que buscan su fin.

Igual que el poeta que decide trabajar en un banco
sería posible que yo en el peor de los casos
le hiciera una llave de judo a mi pobre corazón
haciendo que firme llorando esta declaración:

Me callo porque es más cómodo engañarse.
Me callo porque ha ganado la razón al corazón.
Pero pase lo que pase,
y aunque otro me acompañe,
en silencio te querré tan sólo a tí.

Igual que el mendigo cree que el cine es un escaparate,
igual que una flor resignada decora un despacho elegante,
prometo llamarle amor mío al primero que no me haga daño
y reir será un lujo que olvide cuando te haya olvidado.

Pero igual que se espera como esperan en la Plaza de Mayo
procuro encender en secreto una vela no sea que por si acaso
un golpe de suerte algún día quiera que te vuelva a ver
reduciendo estas palabras a un trozo de papel.

Me callo porque es más cómodo engañarse.
Me callo porque ha ganado la razón al corazón,
pero pase lo que pase,
y aunque otro me acompañe,
en silencio te querré tan sólo
me callo porque es más cómodo engañarse.
Me callo porque ha ganado la razón al corazón,
pero pase lo que pase,
y aunque otro me acompañe,
en silencio te querré,
en silencio te amaré,
en silencio pensaré tan solo en tí.


Geografía
Música y letra de Xabi San Martín.

Me gustaría inventar un país contigo
para que las palabras como patria o porvenir,
bandera, nación, frontera, raza o destino
tuvieran algún sentido para mí.

Y que limite al este con mil amigos,
al sur con tus pasiones y al oeste con el mar.
Al norte con los secretos que nunca te digo
para gobernarlos de cerca si los quieres conquistar.

Si tú también lo sientes, si a ti también te apetece,
no lo pienses, vámonos, ya somos dos.
Porqué no me das la mano y nos cogemos este barco
celebrando con un beso que hoy es hoy.
Que nuestra patria existe donde estemos tú y yo,
que todo estará cerca si cerca estamos los dos.
Que nuestra patria existe donde estemos tú y yo,
que todo estará cerca, vámonos.

Me encantaría que nuestro país tuviera
un arsenal inmenso de caricias bajo el mar
para que al caer la noche yo encienda dos velas
para invadirte por sorpresa en la intimidad.

Con dos habitantes será el más pequeño del mundo
y sin embargo el más grande de todos los que yo vi.
De veras te digo que el himno que escribo es sincero,
habla de que hay tantos países como gente en cada país.

Si tú también lo sientes, si a ti también te apetece,
no lo pienses, vámonos, ya somos dos.
Porqué no me das la mano y nos cogemos este barco
celebrando con un beso que hoy es hoy.
Que nuestra patria existe donde estemos tú y yo,
que todo estará cerca si cerca estamos los dos.
Que nuestra patria existe donde estemos tú y yo,
que todo estará cerca no lo pienses vámonos.
Porque nuestra patria existe donde estemos tú y yo,
que todo estará cerca si cerca estamos los dos,
que todo estará cerca vámonos tú y yo.


Un mundo mejor
Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas

El tiempo ha pintado las calles del mismo color
y tú te defiendes del hambre con una sonrisa y amor.
Las casas parece que miran pidiendo perdón
y todo comienza a bailar cuando ya no vigila el sol.
Quiero escuchar tu voz cantando en un mundo mejor.
Quiero encontrarte a ti sonriendo a la vida si no te sonríe ella a ti.

Dime niña de ojos tristes,
recuerdas aquel viejo barco que tanto quisiste,
donde tú y el mar hablabais de libertad,
de una escalera a la luna quizá,
de un mundo que no deje nunca de hacernos soñar.

Los coches se arrastran dejando detrás un olor
que ahoga a turistas sin alma bebiendo en sus vasos de ron.
Un niño pregunta si la libertad es así
y suena una vieja habanera que le cuenta un cuento sin fin.
Quiero escuchar tu voz cantando en un mundo mejor.
Quiero encontrarte a ti sonriendo a la vida si no te sonríe ella a ti.

Dime niña de ojos tristes,
recuerdas aquel viejo barco que tanto quisiste,
donde tú y el mar, hablabais de libertad,
de una escalera a la luna quizá,
de un mundo que no deje nunca de hacernos soñar.

No digas nada, sólo es un ángel jugando a vivir.
Vuelve a sonreír por mí.
Por eso dime niña de ojos tristes,
recuerdas aquel viejo barco que tanto quisiste,
donde tú y el mar, hablabais de libertad,
de una escalera a la luna quizá,
de un mundo que no deje nunca de hacernos soñar.


Tú y yo
Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas, Amaia Montero y Xabi San Martín

Sueños que van en bolsas de hielo al mar,
colores sin mezclar, nada que contar...
Silencio que estás atento para atacar,
nos enfrentas y te vas.
No te he oído entrar .
Somos dos novios
que no tienen mes de abril,
que no se miran porque sí,
que no se hacen reír.
Ahora el cariño envenena la habitación,
llena todo de falso amor, esconde el mal humor.
Mírame y dime que es lo que ves,
mírate y dime en que se parecen A y B.

Y es que tú y yo,
sólo tú y yo,
ni siempre ni nunca,
ni tú ni yo
cabemos cantando
en esta canción.

No eran así esos ojos que están
ya cansados de llorar.
Quieren descansar.
Dame un abrazo y siente como esta vez
se nos escapa sin poder hacer nada por él.
Mírame y dime que es lo que ves,
mírate y dime en que se parecen A y B.

Y es que tú y yo,
sólo tú y yo,
ni siempre ni nunca,
ni tú ni yo
cabemos cantando
en esta canción.
Y es que tú y yo,
sólo tú y yo,
ni siempre ni nunca,
ni tú ni yo
cabemos cantando
en esta canción.
Y es que tú y yo,
sólo tú y yo,
ni siempre ni nunca,
ni tú ni yo
salimos con vida
de esta canción.


La esperanza debida
Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas

La noche está tan clara.
No puedo perder nada.
Espero llegar...
Un viaje sin destino.
A las estrellas pido,
les pido valor,
que no se despierte el mar.
Les pido calor,
volverte a encontrar...

Cantaré hasta morir,
hasta verte sonreír.
Donde estés te cantaré sólo a ti.

No tengo más abrigo
que los años contigo.
Me llevo tu paz...
Las sombras del camino,
los diablos escondidos,
me han hecho escapar.
Vigilan mi voluntad.
Se la han dado al mar.
Me queda cantar...

Y cantaré hasta morir,
hasta verte sonreír.
Donde estés te cantaré sólo a ti.


Vestido azul
Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas

Sólo una palabra se hubiera llevado el dolor.
Con el beso amargo de aquel licor,
hubiera bastado, mi amor.
Sólo una mentira se viene conmigo a pasear.
Sentirme querida en aquel abrazo en el mar.

Con el vestido azul que un día conociste
me marcho sin saber si me besaste antes de irte.
Te di mi corazón y tú lo regalaste,
te di todo el amor que pude darte y me robaste.
He rasgado mi vestido con una copa de vino,
hoy tu amor corta como el cristal.

En el cielo hay playas donde ves la vida pasar,
donde los recuerdos no hacen llorar:
vienen muy despacio y se van.
Sólo una caricia me hubiera ayudado a olvidar
que no eran mis labios los que ahora te hacen soñar.

Con el vestido azul que un día conociste
me marcho sin saber si me besaste antes de irte.
Te di mi corazón y tú lo regalaste,
te di todo el amor que pude darte y me robaste.
He rasgado mi vestido con una copa de vino,
hoy tu amor corta como el cristal.
Buena suerte en tu camino yo ya tengo mi destino,
con mi sangre escribo este final.


Adiós
Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas

Tengo que irme ya, abrázame.
Nada más llegar te llamaré.
Déjame marchar, no llores más.
Túmbate otra vez, te dormirás.

Te he dejado atrás y pienso en ti
Oigo “adiós amor” caer sobre mí.
Quiero irme de allí, no puedo escapar.
Necesito volverte a abrazar.

Ven, cálmate no llores más,
si cierras los ojos verás que sigo junto a ti,
que no me iré sin besar
una de esas lágrimas que van desde tu cara al mar,
la vida viene y va y se va...

Salgo del portal, quiero morir.
Tú en la habitación, llorando por mí.
Tú me has hecho tan feliz que siempre estaré
a tu lado, cuidando de ti.

Ven, cálmate no llores más,
si cierras los ojos verás que sigo junto a ti,
que no me iré sin besar
una de esas lágrimas que van desde tu cara al mar,
la vida viene y va y se va...


Perdóname

Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas

Dame un beso que me haga viajar.
Dame una canción para esperar.
Dame una razón para cambiar...
Dame un sueño roto para coser.
Dame un libro que me haga crecer.
Cuando el mar no tenga sed y el amor sepa perder
venderé mi corazón para darte algo mejor.

Perdóname, abrázame.
Te he visto llorar,
Donde nadie llora más, donde el amor sabe mal,
donde los besos se van, donde la vida da igual,
donde nada es de verdad, donde no existe la paz.

Dame un par de noches y te amaré.
Dame una sonrisa y no te olvidaré.
Cuando el mar no tenga sed y el amor sepa perder
venderé mi corazón para darte algo mejor.

Perdóname, abrázame.
Te he visto llorar,
Donde nadie llora más, donde el amor sabe mal,
donde los besos se van, donde la vida da igual,
donde nada es de verdad, donde no existe la paz.

Perdóname, abr&aajor.

Perdóname, abrázame.
Te he visto llorar,
Donde nadie llora más, donde el amor sabe mal,
donde los besos se van, donde la vida da igual,
donde nada es de verdad, donde no existe la paz.

Perdóname, abrázame.
Te he visto llorar,
Donde nadie llora más, donde el amor sabe mal,
donde los besos se van, donde la vida da igual,
donde nada es de verdad, donde no existe la paz.


La paz de tus ojos

Música: Amaia Montero y Xabi San Martín
Letra: Pablo Benegas

No he podido esta vez,
vuelvo a no ser,
vuelvo a caer.
Qué importa nada si yo,
no sé reír,
no sé sentir...
Quiero oírte llorar y que me parta el corazón,
quiero darte un beso sin pensar,
quiero sentir miedo cuando me digas adiós,
quiero que me enseñes a jugar.

Sé que me he vuelto a perder,
que he vuelto a desenterrar
todo aquello que pasé.
No sé ni cómo explicar que sólo puedo llorar,
que necesito la paz que se esconde en tus ojos,
que se anuncia en tu boca, que te da la razón.
Ven cuéntame aquella historia de princesas y amores
que un día te conté yo.

Hoy he dejado de hablar,
quiero callar,
disimular.
Sólo me queda esperar,
verte pasar,
reinventar.
Quiero sentir algo y no sé por donde empezar,
quiero que mi mundo deje de girar,
quiero que mis manos tengan fuerza para dar,
quiero asustarme si no estás.

Sé que me he vuelto a perder,
que he vuelto a desenterrar
todo aquello que pasé.
No sé ni cómo explicar que sólo puedo llorar,
que necesito la paz que se esconde en tus ojos,
que se anuncia en tu boca, que te da la razón.
Ven cuéntame aquella historia de princesas y amores
que un día te conté yo.


Nadie como tú
Música y letra de Amaia Montero

Nadie como tú para hacerme reír.
Nadie como tú sabe tanto de mí.
Nadie como tú es capaz de compartir
mis penas, mi tristeza, mis ganas de vivir.
Tienes ese don de dar tranquilidad,
de saber escuchar, de envolverme en paz.
Tienes la virtud de hacerme olvidar
el miedo que me da mirar la oscuridad.
Solamente tú lo puedes entender
y solamente tú te lo podrás creer.

En silencio y sin cruzar una palabra.
Solamente una mirada es suficiente para hablar.
Ya son más de veinte años de momentos congelados
en recuerdos que jamás se olvidarán.

Nadie como tú para pedir perdón.
Nadie como tú valora esta canción.
Nadie como tú me da su protección,
me ayuda a caminar, me aparta del dolor.
Tienes ese don de dar tranquilidad,
de saber escuchar, de envolverme en paz.
Tienes la virtud de hacerme olvidar
el miedo que me da mirar la oscuridad.
Solamente tú lo puedes entender
y Solamente tú te lo podrás creer.

En silencio y sin cruzar una palabra.
Solamente una mirada es suficiente para hablar.
Ya son más de veinte años de momentos congelados
en recuerdos que jamás se olvidarán.

Y pasarán los años y siempre estarás buscando un plan
para que se hagan realidad los sueños que
soñábamos antes de ayer al dormir
hablando del tiempo que nos quedará por vivir.

En silencio y sin cruzar una palabra.
Solamente una mirada es suficiente para hablar.
Ya son más de veinte años de momentos congelados
en recuerdos que jamás se olvidarán.

Y sin hablar. Sólo al mirar sabremos llegar a entender
que jamás ni nada ni nadie en la vida nos separará.


Historia de un sueño

Música y letra de Xabi San Martín

Perdona que entre sin llamar,
no es esta la hora y menos el lugar.
Tenía que contarte que en el cielo no se está tan mal.

Mañana ni te acordarás,
" tan sólo fue un sueño" te repetirás.
Y en forma de respuesta pasará una estrella fugaz.

Y cuando me marche estará mi vida en la tierra en paz.
Yo sólo quería despedirme, darte un beso y verte una vez más...

Promete que serás feliz,
te ponías tan guapa al reír.
y así, sólo así,
quiero recordarte.
Así, como antes,
así, adelante,
así, vida mía,
mejor será así.

Ahora debes descansar,
deja que te arrope como años atrás.
¿ Te acuerdas cuando entonces te cantaba antes de ir a acostar?

Tan sólo me dejan venir
dentro de tus sueños para verte a ti.
Y es que aquella triste noche no te di ni un adios al partir.

Y cuando me marche estará mi vida en la tierra en paz.
Yo sólo quería despedirme, darte un beso y verte una vez más...

Promete que serás feliz,
te ponías tan guapa al reír.
y así, sólo así,
quiero recordarte.
Así, como antes,
así, adelante,
así, vida mía,
ahora te toca a ti,
sólo a ti,
seguir nuestro viaje.
Se está haciendo tarde,
tendré que marcharme.
En unos segundos vas a despertar...







EL VIAJE DE COPPERPOT

1. Cuidate (Benegas/Montero/San Martin) - 2:50
2. Soledad (Benegas/Montero/San Martin) - 3:52
3. Paris (Benegas/Montero/San Martin) - 3:47
4. La Playa (San Martin) - 3:22
5. Pop (Benegas/Montero/San Martin) - 4:02
6. Dicen Que Dicen (Montero/San Martin) - 4:07
7. Mariposa (Montero/San Martin) - 2:31
8. La Chica Del Gorro Azul
(Benegas/Montero/San Martin) - 3:35
9. Tu Pelo (Montero/San Martin) - 3:58
10. Tantas Cosas Que Contar (Montero/San Martin) - 3:53
11. Los Amantes Del Circulo Polar
(Benegas/Montero/San Martin) - 4:40
12. Desde El Puerto (Benegas/Fuentes/Garde/Montero/San Martin) - 12:12
13. Tic Tac



Cuídate

Detrás del tiempo me instalé.
Ya ves, ni me quejo ni me quejaré.
Mi ser, mis recuerdos y alguna canción
son hoy mi premio de consolación.
Y tú, ¿qué has hecho para olvidar?
¿Qué fue de aquella chica del bar?
Lo sé, prohibido preguntar...
... muy bien, seré sincera.

Cubrí mis ojos con mis manos
y luego imaginé
que estabas ahí de pie disimulando
por mí.

Cierra la puerta, ven y siéntate cerca,
que tus ojos me cuentan que te han visto llorar.
Llena dos copas de recuerdos de historias
que tus manos aún tiemblan si me escuchan hablar.
Sin ti, nunca podré escuchar
a La Buena Vida más.
Volver a reírme de aquel final
en el que el bueno acaba mal.

Sin ti ya no regresaré
al lugar donde te conocí.
Lo sé, prohibido recordar...
... muy bien, seré sincera.

Cubrí mis ojos con mis manos
y luego imaginé
que estabas ahí de pie disimulando
por mí

Cierra la puerta, ven y siéntate cerca,
que tus ojos me cuentan que te han visto
llorar. Llena dos copas de recuerdos de
historias que tus manos aún tiemblan
si me escuchan hablar.
Tú cuídate, aquí yo estaré bien.
Olvídame, yo te recordaré.

Cierra la puerta, ven y siéntate cerca,
que tus ojos me cuentan que te han visto
llorar. Llena dos copas de recuerdos e
historias que tus manos aún tiemblan
si me escuchan hablar.


Soledad

Tanto tiempo juntos y ahora te tienes que ir.
E ramos muy niños cuando te conocí.
Te veo jugar y en silencio hablar.
Como me gustaba tu carita al bostezar.

En nuestro rincón sigue aquel sillón
donde me leías para dormir.
Siempre estabas junto a mí,
en mi mente revolviendo todo
y esperando verme sonreír.

Oh Soledad, dime si algún día habrá
entre tú y el amor buena amistad.
Vuelve conmigo a dibujar las olas del mar,
dame tu mano una vez más.

Escapamos de todo y me invitabas a pensar
Me ayudabas con tus juegos a pintar la realidad
Siempre fuiste fiel transparente fe
Los mayores dicen que de ti me enamoré.

En nuestro rincón sigue aquel sillón
donde me leías para dormir.
Siempre estabas junto a mí,
en mi mente revolviendo todo
y esperando verme sonreír.

Oh Soledad, dime si algún día habrá
entre tú y el amor buena amistad.
Vuelve conmigo a dibujar las olas del mar,
dame tu mano una vez más.

Oh Soledad, dime si algún día habrá
entre tú y el amor buena amistad.
Vuelve conmigo a dibujar las olas del mar,
dame tu mano una vez más.
Uh shalala uh shalala.


París

Ven, acércate.
Ven y abrázame.
Vuelve a sonreír, a recordar París,
a ser mi angustia.
Déjame pasar una tarde más.

Dime dónde has ido,
donde esperas en silencio, amigo.
Quiero estar contigo y regalarte mi cariño,
darte un beso y ver tus ojos
disfrutando con los míos hasta siempre,
adiós mi corazón.

Ven, te quiero hablar.
Vuelve a caminar.
Vamos a jugar al juego en el que yo era tu princesa.
Ven, hazlo por mí.
Vuelve siempre a mí.
Dime dónde has ido,
donde esperas en silencio, amigo.
Quiero estar contigo y regalarte mi cariño,
darte un beso y ver tus ojos
disfrutando con los míos hasta siempre,
adiós mi corazón.

No hay un lugar que me haga olvidar
El tiempo que pasé andando por tus calles junto a ti
Ven quiero saber
Porque te fuiste sin mí
Siempre tuve algo que contarte.

Dime dónde has ido,
donde esperas en silencio, amigo.
Quiero estar contigo y regalarte mi cariño,
darte un beso y ver tus ojos
disfrutando con los míos hasta siempre,
adiós mi corazón.

No hay nada que me haga olvidar
el tiempo que has pasado ya y no volverá
no hay nada más
adiós mi corazón.


La playa

No sé si aún me recuerdas,
nos conocimos al tiempo
tú, el mar y el cielo
y quién me trajo a ti.

Abrazaste mis abrazos
vigilando aquel momento,
aunque fuera el primero,
lo guardara para mí.

Si pudiera volver a nacer
te vería cada día amanecer
sonriendo como cada vez,
como aquella vez.

Te voy a escribir la canción más bonita del mundo,
voy a capturar nuestra historia en tan solo un segundo.
Y un día verás que este loco de poco se olvida,
por mucho que pasen los años de largo en su vida.

El día de la despedida
de esta playa de mi vida
te hice una promesa:
volverte a ver así.

Más de cincuenta veranos
hace hoy que no nos vemos
ni tú, ni el mar ni el cielo
ni quien me trajo a ti.

Si pudiera volver a nacer
te vería cada día amanecer
sonriendo como cada vez,
como aquella vez.

Te voy a escribir la canción más bonita del mundo,
voy a capturar nuestra historia en tan solo un segundo.
Y un día verás que este loco de poco se olvida,
por mucho que pasen los años de largo en su vida.


Pop

Tienes talento y cultura,
manos bonitas y estudias francés,
cantas, actúas y pintas,
escribes poemas, todo lo haces bien.
Has nacido artista lo sé
se te nota en la cara
tienes mucho poder.
Firma aquí abajo y verás
como cambia tu vida,
es muy fácil ganar.

Eres la reina del pop,
una diva sin nombre un montón de ilusión.

Eres facturas y alcohol,
una foto borrosa,
una flor sin olor.

Piensa en qué vas a gastar
todo ese dinero que vas a ganar.
No sabes cuanto te admiro,
te aplaudo te miro y te escucho también.
Nunca olvides quién te ayudó,
quién estuvo contigo, quién te enseñó.

No dejes que nadie al pasar
te mire a los ojos tú debes mandar.

Eres la reina del pop,
una diva sin nombre un montón de ilusión.

Eres facturas y alcohol,
una foto borrosa,
una flor sin olor.
Eres la reina del pop,
una diva sin nombre un montón de ilusión.

Eres facturas y alcohol,
una foto borrosa,
una flor sin olor.


Dicen que dicen

Caer está permitido, levantarse es una obligación. Detrás del número cero la luz ya se nos apagó. Más allá del uno de enero y con la vista puesta atrás te verás en un espejo con tu futuro detrás.

Y ahora mismo están durmiendo en su cajón cada beso, cada flor cada canción.

Dicen que dicen que anuncian que existe un peculiar vegetal que hace que te rías de la bruja avería como la cebolla hace llorar.

Bajo la luz adecuada todo es mejor.
Lo que hace bello al desierto es que guarda agua en su interior. Piensa en lo lejos que estaba la luna y lo imposible de llegar allí. Y ahora con una simple escalera cualquiera puede ir a dormir.

Y ahora mismo están durmiendo en su cajón cada beso, cada flor, cada canción. No hagas ruido si despiertan es peor desordenan la razón.

Dicen que dicen que anuncian que existe un peculiar vegetal que hace que te rías con de bruja avería como la cebolla hace llorar.

Dicen que dicen que anuncian que existe un peculiar vegetal que hace que te rías de la bruja avería
como la cebolla hace llorar.

and now for something completely different


Mariposa

Cada fallo,
cada imprecisión,
cada detalle,
todo bajo control.

Cada acierto,
cada aproximación,
cada escena,
bajo supervisión.

La casualidad se puso el disfraz de una mariposa que al vuelo se entregó soltando su efecto nos acarició.

No imaginas cómo sería yo si hubiera esperado un segundo más el amor.

Ni mis gestos ni mi propia voz, ni mis besos serían hoy de los dos.

La casualidad se puso el disfraz de una mariposa que al vuelo se entregó soltando su efecto nos acarició.

La casualidad se puso el disfraz de una mariposa que al vuelo se entregó soltando su efecto nos acarició.

Si quieres venir conmigo a buscar la fórmula exacta de la realidad intenta escribir a los demás, procura que nadie nos oiga marchar.

Cada pregunta de cada respuesta de cada persona de cada planeta de cada reflejo de cada cometa de cada deseo de cada estrella.


La chica del gorro azul

Del melocotón se inventó una historia el sol
para darle a tus mejillas su color.
Fue la juventud la que con su gorro azul
te llevaba en bicicleta por el monte Urgull.

Quién te dio el lunar
que hizo retirarse al mar
y que es la luz de la ventana
abierta a la verdad.

Hoy te vuelvo a ver
tú sigues siendo el recuerdo aquel que una vez
bailó conmigo un rato y se fue.

De un sauce llorón
una almendra se calló
y llora triste porque aún no ha caído su amor.

Hoy te vuelvo a ver
tú sigues siendo el recuerdo aquel que una vez
bailó conmigo un rato y se fue.


Tu pelo

No ha salido el sol,
miro en el reloj,
son las siete y no puedo dormir.
Cojo tu jersey azul,
me gusta que huela a ti,
siento que me abraza como tú.

No has despertado aún, apago la suave luz
que ilumina mi trocito de colchón.

Entro en la habitación,
oigo tu respiración
y los latidos de tu corazón.

Vas despertando ya,
buscas en mi mitad
y me encuentras esperando en un rincón.

No puedes imaginar cuanto te quiero,
ahora los relojes pararán.

Tú, acercándote a mi pelo.
Tú y tu mirada otra vez.
Quiero que no exista el tiempo,
detener este momento,
una vida es poco para mí.

Siento miedo al pensar
que esta complicidad
algún día vaya a terminar.
Miedo a no volver a ver
tus ojos desvistiéndome
como lo hacen cada anochecer.

Abrázame otra vez,
vamos a prometer,
algo que nunca vayamos a romper.

No puedes imaginar cuanto te quiero,
ahora los relojes pararán.

Tú, acercándote a mi pelo.
Tú y tu mirada otra vez.
Quiero que no exista el tiempo,
detener este momento,
una vida es poco para mí.

No puedes imaginar cuanto te quiero,
ahora los relojes pararán.

Tú, acercándote a mi pelo.
Tú y tu mirada otra vez.
Quiero que no exista el tiempo,
detener este momento,
una vida es poco para mí.


Tantas cosas que contar

Siento que hoy no puedo más,
te busco y sólo encuentro mar,
necesito verte y hablar.
Sé que estás lejos de aquí
sonriendo sin reír
escribiendo algo para mí.

Una noche fui a buscar
en tus brazos el lugar
que hace años no supe encontrar.

Te he escuchado caminar
te siento pero tú no estás
mírate y mira ahora hacia atrás.

Has venido a despertar
mi alegría y felicidad,
tengo tantas cosas que contar.

Ven, vuélvete a dormir,
vuelve a descubrir todo aquello junto a mí.

Que de dudas te serví,
que de cosas me perdí,
que de veces me has hecho reír.

Cuánto tiempo sin llorar,
sin sentir, sin escuchar,
sin tener algo de que hablar.

Tú sentado frente a mí
miro y sólo veo en ti
todo lo que queda por vivir.

Vi en tus ojos sin querer
tantas ganas de querer
que sólo quiero verlos otra vez.
Has venido a despertar
mi alegría y felicidad,
tengo tantas cosas que contar.

Ven, vuélvete a dormir,
vuelve a descubrir todo aquello junto a mí.
Has venido a despertar
mi alegría y felicidad,
tengo tantas cosas que contar.
Ven, vuélvete a dormir,
vuelve a descubrir todo aquello junto a mí.


Los amantes del Círculo Polar

Dame un beso que me haga viajar.
Dame una canción para esperar.
Dame una razón para cambiar...
Dame un sueño roto para coser.
Dame un libro que me haga crecer.
Cuando el mar no tenga sed y el amor sepa perder
venderé mi corazón para darte algo mejor.

Perdóname, abrázame.
Te he visto llorar,
donde nadie llora más, donde el amor sabe mal,
donde los besos se van, donde la vida da igual,
donde nada es de verdad, donde no existe la paz.

Dame un par de noches y te amaré.
Dame una sonrisa y no te olvidaré.
Cuando el mar no tenga sed y el amor sepa perder
venderé mi corazón para darte algo mejor.

Perdóname, abrázame.
Te he visto llorar,
d onde nadie llora más, donde el amor sabe mal,
donde los besos se van, donde la vida da igual,
donde nada es de verdad, donde no existe la paz.

Perdóname, abrázame.
Te he visto llorar,
donde nadie llora más, donde el amor sabe mal,
donde los besos se van, donde la vida da igual,
donde nada es de verdad, donde no existe la paz.


Desde el puerto

Desde el puerto he visto amanecer
con tu ausencia sentada junto a mí.
Me ha invitado a no dejar atrás
el capricho de verte sonreír.

Y cada minuto
espera su turno,
se escapa, se pierde,
se une al mar.

Sobre el agua se dibuja una historia ya dormida,
en silencio escucho el verso de tu despedida.

Es tu ausencia mi amiga en soledad,
me ha contado que el sol sale por ti.
Tiemblo, descanso, ahora escucho su voz.
Me miro en sus ojos, me llevan a dormir.

Y cada minuto
espera su turno,
se escapa, se pierde,
se une al mar.

Sobre el agua se dibuja una historia ya dormida,
en silencio escucho el verso de tu despedida.

Quisiera tenerte aquí un segundo,
decirte que el mundo no tiene luz.

Sobre el agua se dibuja una historia ya dormida, en silencio escucho el verso de tu despedida.


Tic Tac

Tic Tac
es tu joven corazón
Tic Tac
buscando al amor
Tic Tac
escucha de cerca su voz
Tic Tac
no sabes aún querer
Tic Tac
duermes de pie
Tic Tac
es tu corazón que hace
Tic Tac.

Tic Tac en la pared
pero al amor no basta con darle cuerda
y mirarlo
no esperes más a las
agujas del reloj que a ellas
no le importas ni tú ni nadie

Es un reloj roto tu corazón
solo es un reloj
que hay que poner
en hora para que
no llegue tarde al amor esta vez.

Tic Tac, ríes nerviosa al saber
Tic Tac, que te quiere ver
Tic Tac, así suena todo al amar
Tic Tac, es tu joven corazón
Tic Tac, buscando al amor
Tic Tac, es tu corazón que hace Tic Tac.

Tic Tac, en la pared
pero al amor
no basta con darle cuerda y mirarlo
no esperes más a las agujas del reloj
que a ellas no le importas ni tú ni nadie.

Es un reloj roto tu corazón
sólo es un reloj que hay
que poner en hora para que
no llegue tarde al amor esta vez.

Es un reloj roto tu corazón
sólo es un reloj que hay
que poner en hora para que
no llegue tarde al amor esta vez.



Más Letras de Canciones


¡Visita también estos sitios interesantes!

Sitio alojado en Yaia.com